Oración Contemplativa: Viernes, 4 de Septiembre de 2020

Amado Jesús Caridad, ¡buenos días y feliz día! Gracias por ayudarnos y enseñarnos a dejarnos convertir en odres nuevos mientras navegamos más y más duc in altum en este nuevo camino del mar que nos abres para adorarte con todo el crecimiento, para adorarte con nueva adoración, nuevo caminar, nueva visión, nueva historia, nueva paz, nueva gracia, nuevo palpitar, nueva fraternidad… adorándote dejándonos mover más y más por el Espíritu que nos mueve a dejarnos renovar, a dejarnos convertir en odres nuevos de Tu vino nuevo, a permitirte abrir nuevos caminos para consumar Tu alianza de la caridad, para compartir la luz de Tu mirada con la que nos irradias más y más convirtiéndonos en el faro vivo y en el velero vivo que Tú nos llamas a ser plasmando iglesia doméstica y Patria doméstica conforme a Tu envío, a Tu misión, a Tu ministerio de crecimiento en comunión, acogiendo Tu vino nuevo, como el feliz vino de las bodas de Caná, para plasmar juntos Tu obra viva de Amor en unidad a Tu obrar, plasmando en unidad de mano y corazón, de ser y acto y de palabra y obrar a Tu obrar, siendo odres nuevos que crean hogar, Iglesia y humanidad que crean comunión, que crean Cielo, que crean Eucaristía, que crean belleza, que crean alegría, que crean gracia, que crean fe, que crean esperanza, que crean caridad, que crean santidad, que crean bendición, que crean nueva fraternidad… caminando más y más como Tu caminas, amando más y más como Tú amas, sirviendo más y más como Tú sirves, iluminando más y más como Tú caminas, viviendo más y más como Tú vives, profetizando más y más como Tú profetizas, ayudando a resplandecer más y más como Tú lo haces, caminando más y más este nuevo camino, hoy a hoy y para siempre, haciendo vida Tu orden de la caridad plasmando Tu obra viva de Amor, Tu plan —hacer familia humana, eclesial y civil según Tu plan—, Tu proyecto de evangelización familiar, Tu revolución de Amor… siendo los administradores del misterio de Dios que Tú nos llamas a ser…siendo Iglesia viva, siendo Iglesia fiel al Esposo, siendo Iglesia una con el Esposo que hace vida el misterio de la comunión como cirio pascual doméstico que resplandece haciendo visible la luz de Tu comunión, siendo faro vivo que resplandece haciendo visible la luz de Tu comunión: somos familia, somos Iglesia, somos misión, somos Eucaristía, somos santos, somos las estrellas del Cielo que Tú nos llamas a ser, somos mártires de la caridad que lo entregan todo por plasmar iglesia doméstica que ayude a ser, a hacer, a crecer y a irradiar a todos resplandeciendo en comunión, sirviendo a Dios, a la familia, a la Iglesia y a la nación con heroicidad, ofrendando nuestros cuerpos y a nosotros mismos como ofrenda agradable al plasmar faro vivo tal cual nos corresponde plasmarlo, al plasmar iglesia doméstica como nos corresponde plasmarla… revistiéndonos de caridad viva, soñando como Tú sueñas para Tu Iglesia viva, pada Tu humanidad viva, para Tu Patria viva… elevando más y más Tu Amor como ciudadanos luz y evangelizadores que son testigos de la luz que cantan Tu cántico nuevo plasmando Iglesia doméstica como Tú nos enseñas a hacerlo, nos llamas a hacerlo y nos concedes la libertad y el carisma de luz para hacerlo… como llamados a ser servidores de la Palabra, servidores de la luz, servidores de la unidad, servidores del Espíritu, servidores de la verdad que hacen vida la unidad eclesial viviendo en más y más unidad a Tu Corazón, dándote a conocer transparentando más y más Tu esperanza, Tu caridad viva y Tu fe viva haciendo vida Tu Palpitar en nuestro palpitar, haciendo presente Tu historia de la salvación encarnada como historia de Amor que hace vida Tu tiempo del nuevo albor, Tu tiempo de oración en el Espíritu, Tu tiempo de santidad, Tu tiempo del Sí-Dar, Tu tiempo de alianza de la caridad consumada, Tu tiempo de nueva fraternidad consumada, Tu tiempo de consagrar el corazón del hermano a vivir la caridad, Tu tiempo de plasmar iglesia doméstica, consagración familiar que crea hogar, Iglesia y humanidad que crea Cielo, que crea comunión, aue crea Eucaristía, que crea caridad, aue crea nueva fraternidad, que crea estado del nuevo albor, estado de nueva fraternidad, estado de comunión, estado de justicia y de derecho del Cielo… que crea cielos nuevos y tierra nueva en Tu Amor, con más y más obras de paz que hacen vida la paz que viene de Ti, la paz de hacer vida la voluntad de Dios, la paz de ayudar a todos a resplandecer como hermanos, haciendo vida la pasión de Tu corazón con obras de ternura y de pasión aue hacen visible la entrañable ternura y pasión de Tu Corazón, con obras que dan a luz a la la Palabra, con obras de caridad, con obras de unidad que consagran el corazón del hermano a vivir la caridad, a dar a concer el Amor de Dios encarnado como Tú das a conocer el Amor del Padre, siendo comunión, haciendo unidad con vínculo de luz, con fraternidad sacramental hace vida el orden de la caridad plasmando iglesia doméstica con carisma sacramental, con carisma de luz que plasma ícono vivo de la Eucaristía ensanchando la barca de la misma forma que se dilata el corazón para ayudar a crecer a todos como hermanos, acogiendo la vida y la gracia incondicionalmente haciedo vida Tu alianza de la caridad, compartiendo la alianza de la caridad como correspode ser compartida, haciendo vida el orden de la caridad en el sentido humano (nueva familiarización, dejarnos edificar como nueva familia del Amor-con-nosotros), eclesial (nuevo pentecostés, dejarnos encender por el fuego del Amor de Dios) y civil (nueva fraternidad, dejarnos fraternizar como nueva civilización del Amor que crece en comunión), emprendiendo Tu plan, Tu proyecto, Tu revolución… adorándote con nueva adoración, nueva fraternidad, nueva historia, nueva visión, nuevo caminar, nuevo palpitar… nuevo corazón transconsagrado en faro vivo que irradia Tu Eucaristía viva como haz, del que mana más y más comunión viva, más y más nueva fraternidad… tranconsagrado en faro vivo que es Iglesia viva unida al Esposo, unidad cuyo misterio solo puede pronunciarse viviéndola, siendo comunión, siendo Eucaristía viva irradiada como haz, siendo Tu custodia viva, irradiando más y más Tu luz como el faro vivo que nos llamas a ser, ofrendando cuanto nos corresponde ofrendar a la Trinidad plasmando nueva fraternidad, ofrendándonos a la usanza del fiat de nuestra Madre del Cielo: fiat lux, fiat Amor, fiat pax, fiat unitas, fiat fraternitas, fiat caritas, plasmando familia viva, Patria viva, humanidad viva e Iglesia viva con fraternidad sacramental, sirviendo con orgullo fraterno que plasma faro vivo, familia luz, Iglesia Luz, Patria luz… sirviendo con orgullo fraterno que plasma goeiz, espíritu vivo en Espíritu que nos mueve a crear hogar, a plasmar iglesia más y más doméstica y Patria más y más doméstica, en la que todos resplandecen como hermanos, como familia humana, como familia del Amor, como familia de Dios que hace vida la Eucaristía haciendo vida Tu consagración a vivir la caridad con ofrenda viva dada con más y más orgullo fraterno, sirviendo a la humanidad con Fiat Unitas, ayudándo a todos a verse como hermanos al plasmar familia a imagen y semejanza de la Trinidad, como ícono vivo de la Trinidad, plasmado con más y más aventura de luz que contempla en cada ocasión oportunidades para adorarte con todo el crecimiento, oportunidades para hacer resplandecer más y más la luz de Tu comunión plasmando toda la formación personal a imagen y semejanza de Tu caridad, haciendo más y más vida Tu sueño y ayudando a soñar como Tu sueñas con más y más fe, esperanza, caridad, paz, nueva fraternidad… haciendo vida Tu sentir y Tu pensar, Tu ofrendar y Tu consagrar, Tu ágape de luz, Tu largo y entrañable abrazo de luz uniendo nuestras manos sobre Tu Corazón, besando nuestra alianza, haciendo vida nuestra historia de Dios Amor-con-nosotros al dejarnos convertir en el faro vivo —familia luz, Iglesia Luz, Patria Luz— que somos llamados a ser creando hogar más eterno aquí en la tierra, haciendo vida Tu alianza y Tu consagración, dándote acción de gracias más y más viva, dándote ofrenda más y más viva haciendo más y más vida la paz de descansar en Tu abrazo de luz, haciendo más y más vida la paz de palpitar como un solo Corazón y una sola alma… creciendo más y más en Tu amistad, Maestro del corazón, mejor amigo del corazón abierto a Tu gracia incondicional, dejándonos urgir más y más por Tu Amor a salvar, iluminar, renovar, amar y liberar a todos… haciendo más y más vida la victoria de Tu corazón, con más y más carisma de luz, con más y más santidad doméstica, siguiendo más y más el ejemplo de nuestra Madre del Cielo pronunciando “Fiat Amor” emprendiendo juntos sin miedos todos los cambios necesarios para convertirnos en quienes Tú nos llamas a ser en Ti, por Ti, Contigo, para Ti, predicando con predicación de luz que afirma la dignidad de todos eligiendo una y otra vez vivir el Amor, la fe, la esperanza haciendo más y más visible el Amor como profetas de la luz que plasman teofanía de la luz más y más y más edificados en el Amor, plasmando más y más carisma sacramental al trabajar más y más por la salvación de todos como pueblo… testimoniando heróicamente y públicamente la fe transformando todo en irradiación de luz, viviendo más en Ti, por Ti, Contigo, viviendo más y más para tomar la cruz y seguirte, para edificar más y más Iglesia que combate el buen combate de la fe navegando como Tú navegas, asumiendo la nueva identidad que nos das como profetas del Amor de Dios, dándote el culto vivo y nuevo que deseas, haciendo el bien como nos llamas a hacerlo, caminando como Tú caminas, dejándonos convertir en acción de gracias viva creyendo más y más en Dios Amor-con-nosotros haciendo familia según Su designio, haciendo vida Tu compromiso de Luz haciendo nuevas todas las cosas como Tú lo haces, aprendiéndolo todo de Ti, viviendo más y más en el Espíritu, dejándonos desposar por el Esposo eterno como Tú deseas desposarnos, dejándonos cubrir mutuamente por Tu manto, dejándonos hablar al corazón como Tú nos hablas al corazón… cantando juntos Tu cántico nuevo, Tu cántico de nueva fraternidad, trabajando juntos por el Amor, sembrando más y más Tu justicia profetizando a un Dios Amor cercano, siendo fuentes de comunión que dan gratuitamente lo que gratis han recibido, dejando hablar al Espíritu con más y más resiliencia de luz, siguiéndote más y más en lo cotidiano haciendo más y más vida Tu memorial… sembrando más y más la buena semilla siendo buena semilla, haciendo vida Tu bienaventuranza… dejándonos sorprender más y más por Ti, buscando hacer vida la justicia de Dios, la justicia del Cielo, buscando acoger e irradiar más y más Tu llamada a la conversión, para gloria de Dios Amor, amando con sencillo corazón que hace más y más vida Tu revelación descansando más y más en Tu Corazón, palpitando más y más como Tu Corazón manso y humilde, dándote el culto vivo de misericordia que deseas recibir, acogiendo juntos la nueva vida que nos das para vivir Tu misericordia… dejándonos elegir por el Espíritu que nos convierte en buena semilla de comunión… sembrando más y más buena semilla de caridad descansando en el Espíritu… haciendo vida el milagro de nuestra conversión caminando con más y más humildad hacia Ti, haciendo más y más familia según Tu plan, dejándonos convertir en más y más nueva creación, dejándonos convertir en modelos de fe que emprenden Tu misión de luz… aprendiendo a reconocer que sin Ti nada podemos, aprendiendo a que seas Tú Quien viva en nosotros… dejándonos convertir en tierra más y más fértil al dejarnos convertir en pastores conforme a Tu Corazón… sirviendo con corazones más y más humildes y servidores que atesoran Tu gracia como en vasijas de barro… plasmando reino de Dios como corresponde, con la certeza de que todo obra para el bien de quienes te aman… ayudando a crecer al reino de Dios uniendo las manos para ayudar a crecer al árbol de la esperanza y colocarlo en su tiesto en forma de corazón, adorándote con todo el corazón, con nuevo corazón… con corazón fecundo, centrado humacéntricamente, Cristocéntricamente, amorcéntricamente, persocéntricamente… con corazón que cree que eres Dios Amor vivo que hace nuevas todas las cosas, con corazón que vive devorando Tu Palabra, abrazado a Tu Palabra…dejándonos modelar el corazón por Ti, Divino Alfarero, dejándonos convertir en el velero vivo de pesca que Tú nos llamas a ser… siendo profetas de la conversión que emprenden Tu apostolado de luz… dejándonos saciar de Tu Amor para así hacer vida la unidad de Tu amor caminando juntos más y más duc in altum, caminando sin temor ni miedo alguno… dejándonos conducir por Tu visión abajándote como Tú te abajas, dejándonos amar por Tu Amor eterno pidiendo con más y más fe, dejándonos transfigurar por Tu Amor, brillando como lámparas encendidas en medio de la oscuridad, negándonos a nosotros mismos, tomando la cruz y siguiéndote, dejándonos convertir en los mensajeros de la paz que Tú nos llamas a ser siendo sal y luz del mundo, proclamando el Amor de Dios a tiempo y a destiempo, caminando más y más en la fe, dejándonos convertir en el velero vivo que nos llamas a ser, siendo corazones que dan fruto abundante sembrando con alegría… haciéndonos pequeños por el Reino de los Cielos haciendo vida Tu promesa desde lo pequeño, pidiéndote juntos con la seguridad de que nos concedes lo que te pedimos, acogiendo juntos Tu vocación… agradeciendo el regalo de perdonar como Tú perdonas, de dejarnos convertir en signos vivos de Tu Amor encarnado… haciendo más vida Tu visión, dejándonos cubrir por Tu manto de ternura y misericordia entrañable… emprendiendo siempre camino hacia adelante, elevando el Amor de Dios como Tú lo elevas… teniendo más y más fe en Dios Amor-con-nosotros, dejándonos convertir en casa viva de oración, haciendo más y más vida Tu perfección afirmados en la piedra angular… compartiendo más y más las riquezas del Cielo como los últimos… creciendo juntos como hijos del Padre bueno, cuidando en primer lugar a los más vulnerables y pobres… dejándonos revestir de Tu vestido de caridad encendida, dejándonos convertir en nuevo corazón… haciendo vida Tu mandatum novum como profetas del Amor de Dios que profetizan Tu renovación aprendiendo de Ti a ser más y más humildes de corazón, a iluminar toda la tierra con la luz de Tu gloria confesando que eres Jesús Caridad, edificando Iglesia sobre roca…haciendo más y más visible todo lo bueno que surge de esta tierra al seguirte, resplandeciendo más y más como hijos de la luz… manteniendo el corazón limpio y puro, manteniéndonos firmes y fuertes en el Amor, manteniendo un corazón sincero y transparente trabajando en el Amor, con el Amor y por el Amor… manteniendo en vela el corazón hoy a hoy y para siempre manifestando Tu historia de conversión en nuestras vidas… manteniendo más y más encendida la lámpara esponsal haciendo vida Tu historia de Amor… dando más y más testimonio de la luz haciendo resplandecer la esperanza comprometiéndonos con Tu cruz, dejándonos seducir el corazón por Ti… profetizando anunciando el Amor de Dios predicando con el poder del Espíritu…irradiando más y más santidad haciendo vida Tu mentalidad fraterna, pensando con Tu mente… proclamando Tu reino de Amor reconociendo que eres Tú Quien hace crecer… siendo pescadores de más y más estrellas que hacen vida Tu vivificación, Tu consagración, Tu santificación, Tu glorificación… dejándonos convertir en los odres nuevos que Tú nos llamas a ser siendo los administradores del misterio de Dios que Él nos llama a ser…

Sí, Amado Jesús Caridad, nos llamas a dejarnos convertir en los odres nuevos que Tú nos llamas a ser siendo los administradores del misterio de Dios que Tu Corazón nos llama a ser, haciendo vida Tu designio, Tu consagración doméstica, como servidores domésticos de la Palabra de Dios, haciendo familia —iglesia doméstica— que escucha y cumple la Palabra de Dios, creando hogar fundamentado en la buena semilla de la Palabra… siendo adminiatradores del misterio de Dios haciendo más y más vida Tu designio, abrazando la Palabra en la que nos llamas a encontrarte hoy a hoy y para siempre, abrazándola con el corazón y también con las manos, colocando la Biblia sobre el pecho, mientras nos bendices tal cual hemos de ser bendecidos el domingo de la Palabra de Dios, bendecidos como iglesia doméstica (la bendición es a la familia) junto a nuestras Biblias… como signo de hacer vida hoy a hoy y para siempre Tu historia de Amor escrita en la Palabra… como signo de la Palabra viva y eficaz que abrazamos con nuestra vida cristiana, acogiendo Tu consagración doméstica juntos… como signo del orgullo fraterno que nos llamas a vivir enraizados en la Palabra… como signo de como hemos de encontrarte día a día por el resto de nuestras vidas, siendo administradores del misterio de Dios que hacen resplandecer la luz de Tu Rostro al hermano abriendo más y más el corazón a la Palabra, dejándonos fecundar por ella de la misma forma que nos enseña a hacerlo nuestra Señora de Nuevo Albor al cubrirnos con su dulce manto, dando a luz a la Palabra, dando a luz a Dios Amor-con-nosotros, dando a luz a Tu nueva familia del Amor, a Tu pueblo de nuevo albor, a Tu nueva civilización del Amor que resplandece en comunión… haciendo más y más vida Tu alianza de la caridad, Tu consagración doméstica, Tu envío doméstico, Tu misión doméstica, Tu ministerio doméstico, Tu sueño, Tu visión, Tu mandatum novum, Tu absoluto don gratuito y gracia doméstica, dejándonos convertir en las estrellas del Cielo que somos llamados a ser, en los santos que somos llamados a ser, en el pueblo de nuevo albor que nos llamas a ser dejándonos transconsagrar el corazón en faro vivo —familia luz, Iglesia Luz, Patria Luz— y en velero vivo —altar vivo, altar doméstico, altar de la Patria— que irradian Tu Eucaristía viva como haz, haciendo brillar más y más nueva fraternidad plasmando a toda persona y a toda la persona a imagen y semejanza de Tu comunión, plasmando familia que ayuda a ser, a hacer, a crecer y a irradiar resplandeciendo incondicionalmente en comunión, plasmando cultura de nueva vida, plasmando estado dr nueva fraternidad, plasmando nación de Amor que resplandece en comunión, plasmando humanidad unida y fraterna que hace vida Tu voluntad, Tu designio, Tu bondad, Tu paz, ayudando a todos a resplandecer en más y más comunión, contemplando juntos en dirección comunión, haciendo más y más vida Tu visión, Tu memorial… abrazando más y más la fe en Ti, con profunda disponibilidad a Tu novedad, con profunda libertad, haciendo del Evangelio el centro de la vida, dejándonos transformar por la Palabra, sin aferrarnos a terrenos conocidos, sin dejarnos instalar en ciertas comodidades, centrados en vivir la vida rumbo al Amor, abriéndonos a Tu mirada entrañablísima que nos colma de comunión, de luz y de nueva fraternidad, enseñándonos a hacer vida Tu fraternidad sacramental con más y más orgullo fraterno, viviendo Tu amistad de tal forma que nos liberemos de cuanto pretenda ponerse por delante del mandamiento del Amor, pues Tú no te quedas con nosotros hoy a hoy y para siempre fundamentalmente por medio de leyes y normas, sino mediante la Palabra, mediante el Espíritu que nos infundes como relación personal y entrañable Contigo que nadie jamás podrá romper sino enriquecer en la medida en que se nos ayude a profundizar en Ti, por Ti, Contigo, dejándonos habitar por el Espíritu que nos une a Ti de corazón a Corazón, como Iglesia viva, como humanidad viva, regalándonos siempre la posibilidad de elegir amar como Tú amas en cada circunstancia, regalándonos siempre la posibilidad de elegir dar a luz a la Palabra en cada circunstancia, Contigo por delante, con el Amor por delante, orientando todo a vivir la caridad con más y más correspondencia al Cielo, sin encerrar ni encadenar la novedad de Dios con una lectura que justifique nuestros apegos, nuestros estancamientos, para seguir actuando del modo acostumbrado, pues “siempre se hizo así”… pues el vino nuevo lo hemos de derramar en odres nuevos, en corazones nuevos que reconocen la vida verdadera que Tú nos inspiras y la abrazan con generosidad y valentía, desapegándonos de todo lo que no corresponda a Tu novedad, a Tu Palabra viva y eficaz, a Tu Espíritu que nos mueve a adorarte más y más con todo el crecimiento, respondiendo más y más a Tu llamado a ser servidores domésticos de la Palabra, a ser administradores de los misterios de Dios que hacen vida Tu novedad, que irradian Tu salvación domésticamente, desde el crear hogar más eterno en la tierra en correspondencia a Tu consagración que nos lleva al hogar más eterno en el Cielo, decididos a vivir el Evangelio, decidido a cambiar los patrones de vida que sean incompatibles con Tu mensaje, cambiando de costumbres, de ambientes e incluso de amistades si nos alejan de cumplir Tu voluntad, viviendo un cristianismo colmado de vida, gracia, alegría, luz y comunión, haciendo vida el dinamismo y la energía del Espíritu para hacer nuevas todas las cosas, pues una vez se experimenta la plenitud de dejarse llenar por el vino nuevo del Amor no hay forma de querer volver a la vaciedad del mundo, pues solo queremos vivir la vida más y más llenos de Tu Amor, de la Luz del mundo, de la Luz de la vida… dejándonos renovar el corazón por la fuerza del Espíritu, dejándonos renovar por Ti en esta nueva forma de vida, haciendo vida la totalidad armónica del Espíritu que lo renueva todo: los corazones y las vidas, haciéndonos vivir un estilo de vida diferente, que llena toda la vida… pues no se puede ser familia cristiana a pedazos, a tiempo parcial. Se es iglesia doméstica a tiempo completo, dejándonos renovar más y más por el Espíritu, convirtiéndonos en odres nuevos y en vino nuevo, renovando las estructuras desde la renovación del corazón, pues somos cristianos que son hombres y mujeres libres, con la libertad que Tú das, sin dejarnos esclavizar por hábitos y estructuras, dejándonos llevar más y más adelante navegando más y más duc in altum más y más movidos por el Espíritu, siguiendo más y más Tu brújula creativa, iluminando el camino más y más con Tu lámpara esponsal, caminando más y más con Tu cuy doméstico, pescando más y más con Tu red de caridad viva, más y más arropados por el manto de nuestra Madre del Cielo, sin miedo a la renovación del Espíritu, sin miedo a dejar caer estructuras obsoletas que aprisionan… más y más agradecidos por el vino nuevo derramado en nuestros corazones, por el Amor que derrama el Espíritu infundiendo Su sanación al colmarnos del gozo de Tu presencia y así construir buenas relaciones capaces de ser reflejo de Tu Amor, viviendo la gracia de una verdadera transformación en Tu Amor, viviendo vous et nul autre, viviendo para Ti, por Ti, Contigo, haciendo vida Tu ofrendar, Tu alegría, pues Tú nos quieres felices, plenos, santos, desterrados de estructuras y apegos que nos alejen de Ti, Tú nos quieres felices realizando Tu sueño, haciendo vida Tu visión, pues Contigo aprendemos a ser la mejor versión de nuestras personas, pues Tu actuación poderosa genera cambios en el corazón y en la vida, solo Tu Amor poderoso puede destruir lo que está viejo para comenzar a vivir con valentía nuevos rumbos y desafíos en Tu Amor, dejándonos convertir el corazón en el sacramento vivo de Tu Caridad que nos llamas a ser, en el ícono vivo del Amor de Dios encarnado que nos llamas a ser, en el ícono vivo de la Trinidad que nos llamas a ser, en el santuario vivo del Amor de Dios que nos llamas a ser librando con valentía la batalla final entre Dios y el demonio sobre el matrimonio y la familia, afirmando la familia según el plan de Dios —una de las obras de misericordia social— con orgullo fraterno, afirmando el matrimonio sacramental entre hombre y mujer, no dejándonos engañar por el demonio que quiere destruir el plan de Dios, afirmando la familia sacramental como faro vivo y velero vivo, como ofrenda viva de la familia que es iglesia doméstica que elige servir a Dios escuchando y cumpliendo la Palabra, dejándose convertir en el odre nuevo y en el vino nuevo que Tú le llamas a ser… dejándonos iluminar más y más por la luz de Tu entrañablísima mirada que nos colma de más y más fe, esperanza y caridad para irradiar Tu Amor a toda la humanidad… dejándolo todo por seguirte, por pescar con Tus redes de caridad encarnada, Dios de poder que aumentas en nosotros todo bien y lo conservas con generosidad y bondad… haciendo vida Tu purificación con oración de intercesión y con ayuno por los hermanos —hoy ayunamos por los hermanos del Líbano— y por amor a Ti, no dejándonos llevar por el facilismo, preparándonos para dedicarnos a amarte y a encontrar la orientación de nuestra vida rezando con el cuerpo, acogiendo la vida nueva que nos das con nueva mentalidad, con nuevo criterio, con un nuevo modo de juzgad la vida y los acontecimientos, dejando atrás el hombre viejo y abrazando el hombre nuevo, el corazón nuevo, con un nuevo sentido de vida, formándonos en Ti, haciendo vida un nuevo orden de vida, un nuevo estilo de vida, la nueva vida del resucitado, pues quien está en Ti pasa a ser una nueva criatura, dejando atrás todo lo viejo… el pecado destruye, pero Tú recreas con Tu novedad, con Tu Amor, siendo hombres nuevo, nueva humanidad convertida en Ti, siendo perfecta como Tú eres perfecta, asumiendo el rol de humanidad nueva que Tú nos das, brillando más y más en nueva fraternidad… abrazando Tu Palabra que es vida, no meramente leyes y rituales, y es vida nueva, una nueva forma de concebir las relaciones humanas, una nueva forma de mirarnos a nosotros mismos, más llenos de esperanza, paz y Amor… bebiendo el vino nuevo —el Evangelio— dejándonos convertir en odres nuevos, pues la novedad del Evangelio no puede meterse en corazones viejos, en estructuras religiosas anacrónicas, hay que meterlo en corazones nuevos que hagan vida el Amor, el servicio, la vida fraterna, el perdón y la misericordia, la humildad y la confianza en Dios… como valores supremos de reino, sin caer en el ritualismo vacío, en la rutina religiosa, en la repetidera de actos externos… siendo odres nuevos que permite que se disfrute el vino nuevo del Evangelio, cambiando la manera de pensar para así cambiar la manera de vivir, haciendo vida Tu Metanoia, dejándonos convertir el corazón en nuevo corazón, pues el Evangelio nos lleva a la renovación, a la transformación profunda y definitiva de nuestro ser, acción del Espíritu en nuestra vida que nos impide quedarnos en el mero cumplimiento —cumplo y miento— de leyes rituales, de actitudes piadosas que calman y anestesian la conciencia, pero no permiten crecer y madurar humana y espiritualmente, dejándonos transformar y renovar por el Espíritu que nos mueve a dar más y más a luz a la Palabra, dejándonos convertir en odres nuevos… emprendiendo el nuevo comienzo que Tu Palabra nos abre para seguir conociéndote más y más como Dios Amor con nosotros, confesando que eres Jesús Caridad que haces nuevas todas las cosas, que llama a los jóvenes a congregarse en reuniones nacionales e internacionales, en las Jornadas Mundiales de la Juventud, pues estos eventos son proclamaciones poderosas de la cultura juvenil cristiana, haciendo crecer el carisma juvenil cristiano (Catholic feeling), el orgullo católico cristiano, el orgullo de servir siguiendo Tus pasos, perteneciendo al pueblo de Dios que hace lo que Tú dices, haciendo posible no solo communion sparks sino también conversion sparks, metanoia sparks que encienden en los corazones juveniles auténticas conversiones y cambios de vida, experimentando con intensidad la comunión Eucarística que nos une como jóvenes de Dios, y dando también a lugar el comienzo de una gran historia de Amor Contigo, un momento único y especial en la vida que es el comienzo de una nueva historia de vida que somos llamados a atesorar para siempre, dejándonos abrazar más y mas por Tu abrazo de luz, dejándonos encontrar más y más por Ti en el hermano al que ayudamos a crecer en comunión, dejándonos cubrir más y más, hoy a hoy y para siempre, por Tu manto de ternura entrañable y misericordia viva que nos hacen resplandecer en más y más comunión y nueva fraternidad…